Hay que devolverle el esplendor al campo: Barbosa

0
90
  • Asegura que habrá desarrollo en el campo, la educación y la salud en esta región.

Con un gobierno honrado a nivel municipal y estatal, devolveremos el esplendor a Altepexi; fortaleceremos el campo, el comercio, la seguridad pública y habrá educación de calidad y centros de atención para la salud, afirmó el candidato al gobierno de Puebla por la Coalición Juntos Haremos Historia, Miguel Barbosa Huerta.

“Hay que devolverle el esplendor en el campo, el comercio y la artesanía a Altepexi. Hay que volver a Altepexi y su gente el progreso, hay que traer educación, mínimo nivel bachillerato, y establecer en la región un campus universitario”, dijo.

Ante pobladores de este municipio, manifestó que “hay que poner un hospital en la región para que no tengan que ir a pagar medicina privada a Tehuacán, hay que poner al alcance la seguridad pública que ustedes necesitan, hay que darles a ustedes una mejor condición de vida”.

Miguel Barbosa Huerta expuso que, en coordinación con Isaac Feliciano Matías, candidato a presidente municipal, Altepexi tendrá el progreso que gobiernos anteriores no le han brindado a la región.

“Estamos recorriendo todo el estado, iremos a los 217 municipios de Puebla. Quiero encontrarme con todos, quiero que me escuchen, quiero dialogar con todos”.

Asimismo, Barbosa Huerta se comprometió a detonar el desarrollo de este municipio, “me identifico con su forma de pensar, de ver las cosas, de ver el futuro. Aspiro a lo mismo, me siento parte de su cultura e identidad”.

Yo no veo cómo pueda alguien de Altepexi votar por Martha Erika Alonso. ¿Qué de similitud puede haber entre lo que piensa Martha Erika Alonso y lo que piensan ustedes?, en cómo ve las cosas Martha Erika Alonso y cómo las ven ustedes. No hay punto de comparación, sostuvo.

Durante el evento estuvieron los candidatos a presidente municipal de Altepexi, Isaac Feliciano Matías; a diputada federal, Inés Parra; a diputado local, Julio Huerta; además del presidente estatal de Morena, Gabriel Biestro.

Deja un comentario