EstadoÚltimas noticias

Abrazos, no; balazos, sí… 36 mil homicidios en 2019

0

Durante el primer año completo de gobierno de López Obrador, la violencia en el país no ha cedido; el peor año de Calderón Hinojosa fue 2011 cuando hubo 27 mil casos

Jesús Peña

El año pasado –durante el primer año completo de gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador– ocurrieron 36,476 homicidios dolosos en México (1,274 de ellos en Puebla), cifra superior a la de sus antecesores Enrique Peña Nieto y Felipe Calderón Hinojosa.


Así lo dio a conocer el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) con base en las estadísticas preliminares difundidas este miércoles, al precisar que hay 29 homicidios por cada 100 mil habitantes, tasa similar a 2018, el último año del gobierno de Peña Nieto.


Las estadísticas muestran que en 1990, con el presidente Carlos Salinas (PRI), el número de homicidios rondó los 15 mil; a partir de 1994 con Ernesto Zedillo (PRI) comenzó un descenso, que prosiguió con la llegada de Vicente Fox (PAN) en 2000 al grado de entregar su administración con cerca de 10 mil casos al año.


En 2007, al año siguiente de asumir la Presidencia de México, Felipe Calderón bajó los números a 8,867, no obstante, con su estrategia de combate el narcotráfico elevó los números pasando a más de 14 mil en 2008, casi 20 mil en 2009, más de 25 mil en 2010, el pico lo alcanzó en 2011 con 27,213 y cerró su administración con en 2012 con casi 26 mil.


El sexenio del segundo y último panista en Palacio Nacional terminó con cerca de 120 mil homicidios dolosos. En el regreso del PRI a Los Pinos, Enrique Peña comenzó a bajar los números hasta tenerlos en 20 mil para 2014, pero luego comenzaron a subir hasta cerrar 2018 con 36,685 casos, para una suma de 157 mil.


Durante su campaña presidencial, Andrés Manuel López Obrador indicó que crearía una Guardia Nacional (aprobada por un Congreso de la Unión dominado por su partido Morena y aliados), pero además implementaría una política de “abrazos, no balazos”.


Luego de asumir el cargo el 1 de diciembre de 2018, aseguró que devolvería la paz al pueblo y que abrían perdón y olvido.


Los datos revelados por INEGI indican que con 36,476 homicidios dolosos en 2019 la realidad de inseguridad para los mexicanos sigue siendo la misma que dejó el priísta Enrique Peña y muy por arriba (9 mil casos de diferencia) que el peor año del panista Felipe Calderón.

Puebla, en ascenso


En el caso de Puebla, el año con menor registro de homicidios dolosos fue 2007, cuando el hoy prófugo de la justicia Mario Plutarco Marín Torres gobernaba la entidad; cerró 2010 con 376 casos.


Con la llegada del panista Rafael Moreno Valle Rosas en 2011 comenzó un incremento que pasó de 437 a 735 al finalizar 2016, el arribo del también albiazul Antonio Gali Fayad (en la ‘minigubernatura’) entregó cuentas de 2017 y 2018 con 1,083 y 1,249 casos.


Para 2019, año convulso tras la muerte de la gobernadora Martha Érika Alonso Hidalgo (el 24 de diciembre de 2018 y a 10 días de asumir el cargo), el que se tuvo una gubernatura interina y elecciones extraordinarias, los homicidios dolosos fueron 1,274.


Es de destacar que para estos estudios INEGI consultó las fuentes: 405 oficialías del Registro Civil, 259 agencias del Ministerio Público y 106 Servicios Médicos Forenses. Debido a la pandemia de coronavirus, la presentación de estos datos preliminares se pospuso de julio a septiembre, pero el 29 de octubre serán publicadas las cifras definitivas.

Compartir ahora

Licencias de impacto ambiental para CH deben ser solventadas por constructora: Comuna

Entrada anterior

Inaugura Gobierno de la Ciudad de Puebla foro virtual para impulsar turismo rural

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Deja un comentario

Más en Estado