Política

Crónica: Alejandro Moreno, todo un ‘rock star’ en el PRI

0
Crónica: Alejandro Moreno, todo un 'rock star' en el PRI
FOTO: Twitter (@alitomorenoc)

Alejandro Moreno y Carolina Viggiano, candidatos a presidente y secretaria general del CEN, estuvieron en Puebla

Jesús Peña

La tarde de este jueves la sede estatal del PRI parecía revivir. Los vítores, los aplausos y la música de banda estaban presentes, aunque faltaban las tortas y los refrescos para los ‘asistentes’, pues esta vez sólo hubo unas contadas gorras y banderas.

Todo debido a la visita de Alejandro Moreno Cárdenas, quien junto a Carolina Viggiano Austria, conforma la fórmula para encabezar el próximo Comité Ejecutivo Nacional como presidente y secretaria general, respectivamente

Sin embargo los priistas convocados, que en ese momento no superaban los 300, tuvieron que esperar más de media hora para el arribo de ‘Alito’, como cariñosamente lo conocen. En tanto, llegaron los liderazgos, como Jesús Morales Flores, quien no se cansó de saludar y tomarse fotos.

También estaba Rocío García Olmedo y Manuel Vega Rayet, prácticamente sin moverse de su asiento.

Llegó Guillermo Deloya y comenzó a saludar afectuosamente, tuvo tiempo antes de que llegara Enrique Doger, quien se limitó a saludar a quienes estaban lejos de Deloya. Parecía una escena de 2018, cuando los candidatos a la alcaldía de Puebla y a la gubernatura nomás no coincidían.

En cambio, la senadora Blanca Alcalá llegó repartiendo besos y abrazos tanto a Doger como a Deloya, con un atuendo que le hacía más como si asistiera a un fiesta de gala que a un mitin.

Después de 45 minutos de espera, Alejandro Moreno llegó cobijado por varios priistas. La música de banda sonó, pero él fue recibido como todo un rockstar. Todos querían una foto con el candidato, especialmente las mujeres, quienes no dejaban de hablar de su atractivo físico.

Mientras, los asistentes comenzaron con las porras, atrás de ‘Alito’ caminaba Carolina Viggiano, quien al igual que su compañero de fórmula. subió a una silla para recibir el aplauso y las muestras de afecto.

El encargado de dar la bienvenida fue Alberto Jiménez Merino, quien agradeció la oportunidad de ser candidato del PRI a la gubernatura. Antes de que alguien le recordara que terminó en tercer lugar con sólo 18% de la votación, se adelantó a decir que el priismo sabía que la lucha no era fácil, que tenían todo en contra y que el objetivo era dar la cara por el partido.

Luego, dijo que el PRI es ahora una oposición responsable, y lamentó el recorte de programas implementado por el gobierno federal, aunque aseguró que con Moreno y Viggiano el PRI se levantará y vivirá un proceso de recomposición. Jiménez Merino sintió de nuevo el cálido apapacho de la militancia priista.

Tocó el turno a Carolina Viggiano, quien recordó cómo Moreno Cárdenas comenzó de forma muy humilde su trabajo entre la militancia, pues fue reclutado cuando jugaba fútbol, para acabar siendo gobernador de Campeche, entidad a la que colocó como una de las más seguras del país, lo que provocó una ovación.

También tuvo palabras para las mujeres priistas y para los jóvenes, dos sectores por lo que se comprometió a trabajar intensamente.

Por fin tomó el micrófono Alejandro Moreno, quien ya se había repuesto de un apretado recibimiento que lo dejó sudando. Agradeció a los presentes su asistencia, a quienes convocó a votar en las elecciones internas del 11 de agosto, las cuales -explicó- no fueron fáciles, pues ‘un grupo reducido’ quería decidir la nueva dirigencia nacional.

En cambio, ahora serán más de 6 millones los que votarán y lo harán para que nunca más haya priistas de primera y de segunda. Externó que el PRI nacional está orgulloso de la militancia poblana y que nunca más estarán solos, incluso, se comprometió a recorrer los 217 municipios de la entidad en cuanto gane la dirigencia.

Aseguró que el Revolucionario Institucional, bajo su gestión, será un partido abierto y progresista, que señale al gobierno federal sus errores, especialmente porque ‘promete, pero no cumple’.

Los aplausos incrementaron cuando sentenció que Morena es ‘ave de paso, porque nació ayer, gobierna hoy y morirá mañana’. Además. empeñó su palabra para acabar con los liderazgos priistas de escritorio, pues él busca los que están dispuestos a recorrer sus distritos, ciudades y rancherías, que conozcan a su gente y trabajen por ellos.

Tras concluir su discurso, los asistentes generaron un caos. Todos querían volver a saludar a ‘Alito’, buscaban otra foto, le externaban su apoyo. Entre el tumulto, una señora en sillas de ruedas casi fue aplastada por un fotógrafo, que a su vez fue empujado por la multitud desbordada.

Paso a pasito, el rockstar priista fue acercándose a la salida, un trayecto de tal vez 50 metros para abordar su camioneta demoró prácticamente media hora. Hasta en el vehículo la gente quería otra foto, sólo faltaba que alguien le pidiera su autógrafo.

TEMAS RELACIONADOS:

Alejandro Moreno busca el voto de priistas en Zacatlán

El PRI debía tocar fondo: Jesús Morales

Compartir ahora

¿La andropausia tiene solución? 20 Minutos de Salud y Belleza con el Dr. Frank Cepeda

Entrada anterior

BUAP incrementará en 11 por ciento su matrícula de nuevo ingreso

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Deja un comentario

Más en Política