Política

No soy traidora, no podía traicionarme a mí misma: Calva

0

La expriísta, primera en renunciar a su militancia, considera que los partidos políticos están desgastados y ya no tienen la confianza de la ciudadanía

Jesús Peña

Marisol Calva García, exsecretaria de Operación Política del PRI, aseguró que de cara a 2021 los partidos políticos, sin excepción, están desgastados, sufren de la lejanía y desconfianza ciudadana como para recibir un respaldo.

“Veo escenario complicado, la gente se ha desencantado, incluyendo a Morena. Hay buenos perfiles en todos los partidos. Estamos en medio de la pandemia, se muere gente, la crisis económica está fuerte y los partidos peleando por sus intereses, evidenciando una desconexión con la sociedad. De por sí las elecciones intermedias son de baja partición, imagina ésta”, dijo.

En entrevista con Los Conjurados, programa de NG Noticias, aseguró que para ella su militancia de 14 años en el PRI es “capítulo cerrado”, pues su decisión de renunciar se debió a dos factores: congruencia con sus principios y valores, pero principalmente a una falta de conexión con la gente.

“Soy de una generación de jóvenes con talento y creatividad, con ganas de hacer las cosas, que no vemos en la sumisión una técnica para ocupar la silla. Deben abrirse los espacios con base en talento”, apuntó.

Agregó que desde un principio buscó el diálogo con la nueva dirigencia estatal, encabezada por Néstor Camarillo, pero no obtuvo respuesta, por lo que al no creer en una “política de grilla”, sino de trabajo, hubo un punto de quiebre que la orilló a dejar al Revolucionario Institucional.

“Se sigue decidiendo en las cúpulas, desde el Comité Ejecutivo Nacional. Yo había trabajado con seis presidentes estatales: Pablo Fernández del Campo, Ana Isabel Allende, Jorge Estefan Chidiac, Javier Casique, Lorenzo Rivera y Américo Zúñiga, con todos tuve apertura, diálogo y oportunidad de demostrar con trabajo, hasta ahora”, dijo.

En ese sentido, destacó que lo suyo se debe a chantajes, incluso recordó que ella entró de lleno al PRI durante la campaña que se perdió con Javier López Zavala y Mario Montero Serrano, por lo que “creció” en un PRI de oposición, no con “las mieles del poder”.

“Me tocó conocer un PRI lastimado y dividido, que le tocó echar para delante, pero que no supo adaptarse a los cambios, escuchar y estar cerca de la gente, eso le pasó cara la factura. Hoy sé que trabajar por Puebla va más allá de un partido, se puede trabajar desde fuera. Creo en una política horizontal. Quienes acusan traición les digo: no puedo traicionarme a mí misma”, apuntó.

Agregó que hoy trabajar por un movimiento juvenil, apartidista, que signifique un verdadero relevo generacional, por un pacto social que impulse una ley de juventud, de salud mental, equidad de género y medio ambiente, para llegar a 2021 con una plataforma que se abordada por cada partido y otros sectores sociales.

Respecto a su amistad con Ivonne Ortega, también expriísta y que hoy se rumora podría ingresar a Movimiento Ciudadano, dijo que no niega sus amistades y que si en un momento ella decide ingresar a otro partido e invitarla, analizará esa opción, pues incluso la apoyó en la búsqueda de la dirigencia nacional del PRI, pero eso no la hace una traidora.

“Me gusta la política, voy a seguir participando, hoy quiero impulsar un proyecto ciudadano, un relevo generacional, no biológico, sino una nueva clase bien preparada, que no obedezca a partidos, que sea plural”, dijo Calva García.

Compartir ahora

El fotoperiodismo es estar en el lugar correcto y preciso: Rafael Murillo

Entrada anterior

Servicio Militar también está abierto a las poblanas: SEGOM

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Deja un comentario

Más en Política