Los Conjurados

Los Conjurados – Despido de Luna Mendoza, acto de justicia de Barbosa: Díaz de Rivera

0
Foto: Twitter @MonicaDiazDeR

Los Conjurados, la columna de Erika Rivero Almazán

«Es una chica joven, con una familia, y llegó a mi secretaría por casualidad, todavía muy afectada a raíz del acoso sexual que sufrió por parte de su jefe y que la empujó a presentar su renuncia, la cual no le aceptaron y mejor la transfirieron para que trabajara conmigo. Al conocer la verdad sobre su historia cumplí con mi obligación de poner cartas en el asunto: hablé directamente con el gobernador, y su respuesta y respaldo fueron inmediatos: ‘este funcionario no puede seguir trabajando en esta administración’ «, me dijo.

«Yo no conocía a este hombre (Miguel Cuauhtémoc Luna Mendoza, director general de Bienes Muebles e Inmuebles), creo que era muy amigo del gobernador, pero cuando supo que acosaba a sus empleadas, lo despidió: fue un acto de justicia que hizo el gobernador».

«No se puede permitir que un jefe, utilizando el poder de su jerarquía, se sienta con el derecho de manosear y maltratar a sus empleadas, de acosarlas».

-¿Y cómo está ella?, ¿cómo se siente con lo sucedido?

-Le ofrecí que tomara terapia, ella se negó, pero después aceptó que sí la necesitaba. Así que actualmente asiste a terapia psicológica y está trabajando conmigo. Está más tranquila, mejor, pero la pregunta no es cómo está ahora sino cómo estará después de este episodio con el que va a tener que vivir el resto de su vida. Sufrir acoso sexual es muy doloroso y confrontante para cualquier mujer. Pero tiene que superarlo.

Mónica Díaz de Rivera, secretaria de Igualdad Sustantiva de Género comentó lo anterior en el programa Los Conjurados.

Este caso es poderoso: es la primera vez que un funcionario es despedido por acosar a una de sus trabajadoras.

Otro factor de peso es que Miguel Luna era una figura cercana al gobernador, ya que participó activamente durante su campaña a la gubernatura, lo que le valió un puesto directivo en el gabinete de la 4T.

Aunque fue el mes pasado el suceso, el último, cuando Miguel Luna no sólo se conformó con acechar a su trabajadora verbalmente, pasó a las manos (la manoseó bajo la ropa), fue esta semana cuando se hizo oficial la salida del funcionario.

«Esto lo podemos tomar como el primer acto de justicia del señor gobernador, yo en lo personal, estoy muy agradecida. A veces el destino te pone enfrente estas situaciones y no puedes permanecer callado, porque te vuelves cómplice. Yo no puedo permitir que una secretaría dedicada a cuidar el bienestar y al empoderamiento de las mujeres solape y pase por alto este tipo de situaciones, lamentablemente muy comunes, pero que no podemos permitir que se consideren normales«.

«Nadie tiene derecho a tocar a una mujer si ella no se lo permite», fueron exactamente las palabras del gobernador cuando le expliqué el caso, mismo que se investigó y se corroboró, por eso al final el gobernador concluyó: «este hombre se tiene que ir».

«Y yo, y muchas mujeres, aplaudimos esa decisión», comentó Mónica Díaz de Rivera.

Compartir ahora

Explosión en Tepeaca dañó 3 escuelas

Entrada anterior

BUAP, segundo lugar nacional en sustentabilidad ambiental

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Deja un comentario