Los Rituales

Los rituales del caos: Morena perdería el Congreso si hay alianza PRIAN

En Puebla el lopezobradorismo aún mantiene ventaja en las Sierras Norte, Negra y Mixteca, aunque se ha cerrado la diferencia por partidos y el PAN está en vías de arrebatarle diversas presidencias municipales, diputaciones locales y algunas federales, principalmente en la zona metropolitana

Erick Almanza

A un año de las elecciones de 2021 para renovar la cámara baja del poder legislativo, el congreso local y los ayuntamientos, las tendencias muestran que la coalición lopezobradorista se anticipa a mantener la mayoría en San Lázaro a menos de que se lograra una alianza PAN-PRI-PRD-MC. En el caso del PAN Puebla frente a Morena, como partidos sin alianza, se cierra la contienda en distintos distritos federales, principalmente en la capital.

Las elecciones del 6 de junio renovarán las 500 curules de la Cámara de Diputados, los 41 del Congreso Local y los 217 municipios, y en conjunto se ve un panorama dividido con la constante de mostrar minada la abrumadora fuerza que tuvo la alianza Juntos Haremos Historia, sin embargo, la tendencia a su favor no se ha extinguido.

En la última medición de Massive Caller en torno a la renovación de San Lázaro, la cual se efectuó el 4 de junio con 600 encuestas por distrito federal, sólo se observa un escenario de coaliciones que podría quitar la mayoría que actualmente tiene el lopezobradorismo en San Lázaro, y es una alianza PRI- PAN-PRD-Movimiento Ciudadano, que les daría 268 curules frente a 232 de una coalición Morena- PVEM-PT.

En un escenario con alianzas similares al 2018, el PAN – PRD- Movimiento Ciudadano tendría 166 curules, el PRI 32 y Morena 302.

En la medición por partidos Morena se mantiene fuerte con 329, PAN 116, PRI 33, MC 8, PT 6, PRD 5 y PVEM 3.

En el caso específico de Puebla, el careo individual de partidos muestra que la distancia entre el albiazul y el partido vinotinto se han cerrado a un dígito en distintos distritos, a diferencia de lo que ocurrió en 2018, no obstante, la ventaja, aunque mínima aún sigue siendo mayoritariamente de Morena.

Los punteros en las tendencias al momento por partido político son:

  • Distrito 1 (Huauchinango) PAN 21.5 – Morena 50.4
  • Distrito 2 (Zacatlán) PAN 18.8 – Morena 53.4
  • Distrito 3 (Teziutlán) PAN 31.2 – Morena 36.8
  • Distrito 4 (Ajalpan) PAN 31.1 – Morena 38.4
  • Distrito 5 (San Martín Texmelucan) PAN 32.7 – Morena 38.5
  • Distrito 6 (Puebla) PAN 36.2 – Morena 37.6
  • Distrito 7 (Tepeaca) PAN 38.8 – Morena 40.7
  • Distrito 8 (Ciudad Serdán) PAN 27.9 – Morena 41.7
  • Distrito 9 (Puebla) PAN 44.5 – Morena 35.1
  • Distrito 10 (Cholula) PAN 14.4 – Morena 46.7
  • Distrito 11 (Puebla) PAN 35 – Morena 36.2
  • Distrito 12 (Puebla) PAN 45.9 – Morena 29.4
  • Distrito 13 (Atlixco) PAN 29.3 – Morena 44.8
  • Distrito 14 (Acatlán) PAN 34.1 – Morena 40.2
  • Distrito 15 (Tehuacán) PAN 24.5 – Morena 45.1

En el caso de las elecciones locales diferentes encuestadoras perfilan que por sí solo el PAN ganaría 68 ayuntamientos de los 217 en disputa (incluyendo Puebla capital), aunque en este caso el resto de los municipios no se distribuye directamente en la izquierda pues el PRI aún tiene presencia. Amén de ello entra en el juego el factor coaliciones para inclinar la balanza hacia uno u otro lado.

En el congreso local el albiazul encabezaría preferencias en los distritos de Puebla, San Martín y Amozoc, pudiendo pelear Cholula y Huejotzingo.

En resumen, el PRIAN suena como una opción factible para ganar la elección federal. Morena ha perdido mucha fuerza, pero no se ha extinguido su presencia, de forma que su futuro dependerá en mucho de las alianzas que teja y de lo que resulte en lo que queda de la pandemia y la consecuente crisis económica y de seguridad.

A nivel local el PAN se anticipa como competitivo en distintos municipios, aunque no de una forma abrumadora, empero, sí se perfila para ganar la capital en las tres elecciones y se va extinguiendo la posibilidad de una mega alianza, aunque sí podrían ir en candidaturas comunes. No eche en saco roto que aún en esta circunstancia el albiazul busca encabezar y no ceder tantas posiciones como en el pesado, tal y como lo dijo en entrevista la dirigente albiazul Genoveva Huerta.

Compartir ahora

Barbosa se compromete pagar a docentes del Icatep

Entrada anterior

Médicos exigen bases en el Hospital General de Cholula

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Deja un comentario

Más en Los Rituales