Los Rituales

Los rituales del caos : Lalo Rivera pone en jaque su regreso a la Presidencia Municipal

0

La falta de acuerdos concretos ha creado viudas del poder, poniendo a dudar a quienes fueron sus aliados que ya comienzan a abandonar el proyecto del Yunque y sumarse al que impulsa la dirigencia estatal de Genoveva Huerta

Erick Almanza

Eduardo Rivera Pérez es el político mejor posicionado para buscar la presidencia municipal, eso es una realidad, pero ello no es igual a ganar la candidatura y menos a ganar una elección.

Ejemplos de ello hay en el pasado. Antonio Sánchez Díaz de Rivera perdió ante Blanca Alcalá por 20 puntos de diferencia cuando la ventaja que tenía a meses de los comicios justo era de 20 puntos. Caso similar, aunque con menos diferencia, fue el de Javier López Zavala frente al hoy finado Rafael Moreno Valle por la gubernatura de Puebla.

Las causas de ello son diversas, desde acuerdos cupulares, hasta voto de castigo a la marca o a algún político en particular, el abstencionismo, rebelión con brazos caídos, etc. Lo que es un hecho es que la conclusión es la misma : un buen posicionamiento a meses de unos comicios no garantiza ganar elecciones si no se tejen acuerdos que den cabida a la mayoría.

Eduardo Rivera debería entenderlo, pero al parecer no lo ha hecho. Cuentan panistas que aún siguen siendo aliados del Yunque (ala más conservadora del PAN) que los pactos que logró hace un año para llevar a Jesús Zaldívar a la dirigencia municipal del albiazul, comienzan a romperse ante dos factores: Rivera pide mucho y no ofrece nada.

El exedil se ha limitado a buscar presencia digital y mediática, así como un discurso de unidad, pero no ha tejido alianzas con los distintos grupos al interior de Acción Nacional, quienes han pedido regidurías y gestión para las diputaciones, sin encontrar eco a su demanda, no existe la promesa de nada y la gente ha comenzado a ponerse nerviosa ante la falta de certeza.

En política hay algo llamado “las viudas del poder” y al final pueden marcar la diferencia. Cuentan en el albiazul que Rivera exige la mayoría de candidatos para las curules y para la planilla del cabildo, incluso para otros municipios, y el único argumento para ello es la insistencia de que es el mejor posicionado, lo cual, reiteramos, si bien es cierto no es una garantía para un triunfo pues los panistas han demostrado que la apuesta debe ser por los pactos y no por el capricho de un solo personaje.

El PAN recien padeció las consecuencias de una imposición en Hidalgo, con una protesta de brazos caídos que llevó al albiazul hasta el cuarto lugar en sufragios.

Del lado de la dirigencia de Genoveva Huerta parecieran comenzar a capitalizar esta situación. No es fortuito el mensaje de la dirigente en torno a ver con buenos ojos que Mónica Rodríguez Della Vecchia pudiera ser candidata por el municipio de Puebla.

Ello implica la suma de facto de Pablo Rodríguez Regordosa, y ya comienzan a sumarse Jesús Giles y Blanca Jiménez , Rafael Micalco y se encuentran en la indecisión Mario Riestra y Jorge Aguilar Chedraui, entre otros.

La otra carta de negociación de Rivera es que puede sumar a México Libre, de hecho, Felipe Calderón estuvo en Atlixco recientemente para hablar de esta posibilidad, sin embargo, tampoco es un factor definitivo pues Marko Cortés aún se encuentra resentido con los calderonistas por impedirle ir por la gubernatura de Michoacan.

Morena se encuentra vapuleado tras las elecciones del fin de semana, Claudia Rivera Vivanco es de las ediles peor evaluadas ante una ciudad en caos con carencia de seguridad y obra pública, es decir, la mesa está puesta para que Acción Nacional triunfe, pero el factor que puede poner el traste a todo es uno: la soberbia.

Compartir ahora

Gobiernos panistas solapaban prostitución en hoteles: Catalina Pérez

Entrada anterior

Asegura Gerardo Oviedo que ‘Apoyos históricos a la creación’ tienen buena respuesta

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Deja un comentario

Más en Los Rituales