EntrevistasÚltimas noticias

No todo es crisis, pandemia abre oportunidades al sector textil: Avendaño

0

La especialista destaca que la cercanía con EEUU beneficiará a México. Los modelos de negocio, mercado y venta cambiarán muy rápido

Jesús Peña

Ana Avendaño, consultora en Diseño de Marca para el sector textil y de moda, aseguró que la pandemia por coronavirus podría resultar beneficiosa para México si se aprende a no sólo trabajar duro, sino de forma inteligente, pertinente, oportuna y creativa.

Entrevistada en Los Rituales del Caos, programa de NG Noticias, indicó que al ser Asia el centro de la pandemia, las marcas más importantes del mundo que están en Estados Unidos van a voltear a ver a América para abastecerse, lo cual implica una oportunidad para nuestro país, pues un viaje en camión del punto más lejano de producción textil está a cinco días de la frontera, además que los productos nacionales se caracterizan por sus buenos estándares de calidad.

“México es el tercer proveedor de moda más importante de Estados Unidos, sólo después de China y Canadá. Con el TMEC (Tratado México-EU-Canadá) se generan beneficios a productores locales. Sólo como referencia, con el anterior Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) se beneficiaron 14 millones de empleos directos e indirectos en industria textil”, dijo.

Señaló que si bien un buen panorama es difícil de concebir en estos momentos, donde la mayoría de la gente habla de la crisis económica que se avecina, lo cierto es que se necesita de una buena actitud y perspectiva, pues los modelos de negocio, mercado y venta cambiarán.

“Las grandes producciones textiles, que se encuentran en Bangladesh, Camboya, Pakistán y China, fueron afectadas, millones de unidades canceladas y eso ha generado que también pare la cadena de suministros. Además, en logística, no están abiertos los puertos y aeropuertos. Todo eso va a cambiar”, apuntó.

Ana Avendaño precisó que en los países asiáticos la nueva tendencia de consumo apunta a que la gente consumirá productos de calidad, que les brinden certeza, seguridad y confianza, además de un apego, como una forma de contrarrestar el miedo, la incertidumbre y la preocupación que generó la pandemia.

“Estadísticas indican que 63 por ciento de los que sobrevivieron a la pandemia están dispuestos a pagar 50 por ciento más por un producto que brinde seguridad (…) El reto ahora para nosotros es ser eficiente, puntual, ofrecer buen costo y calidad”, indicó.

Dentro de esa perspectiva, indicó que además en los próximos dos meses el estilo de compra evolucionará lo que le llevaría dos años, pues la gente optará por adquirir a través de internet y a ese tren digital deben subirse los pequeños productores.

“En México se ha perdido entre 70 y 80 por ciento de ventas de insumos textiles: ya sea moda, hogar, médicos, etc. Los modelos tradicionales ya no funcionan, se está generando una nueva experiencia de compra, tan fácil como sentarte, pedirlo y que llegue a casa. Empresas que nunca daban descuentos o meses sin intereses o envíos gratis ahora lo hacen”, comentó.

Ana Avendaño agregó que 10 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) lo genera la industria textil, por lo que la afectación a la economía familiar es grande si se considera que este sector genera más de medio millón de empleos directos, 70 por ciento los ocupan mujeres y de ellos 80 por ciento son cabezas de familia, conforme datos del Inegi.

Compartir ahora

Niega AMLO que gobierno federal pretenda mandar enfermos de Covid-19 a Puebla

Entrada anterior

Policía Estatal de Vialidad podría desaparecer

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Deja un comentario

Más en Entrevistas